Historias y 'compartires' muy lites..

sábado, diciembre 15, 2007

Pan de nueces y pasas de la abuelita

Este pan es receta familiar, es el pan que hacía mi abuelita Maria Luisa para la época de navidad. Lo hice para regalarlo a las primas, y obsequiarles el recuerdo y el amor de la familia. La ocasión fue un almuerzo que sugirió Carolina, la esposa de Osvaldo mi primo. Un almuerzo de primas con la tía Josefina. Esta primera vez no pudimos estar todas, pero
La receta del pan que tengo yo me la dio mi tía Adelaida, aproveché de pesar los ingredientes, para tratar de formularla. Y es que no es sencillo formular una receta de pan de la abuelita, porque a ella la masa le hablaba! 1 kg de harina – 100%
1 taza de azúcar – 200 gramos – 20%
1 cucharada rasa de sal – 11 gramos – 1.1%
3 huevos – 154 gramos – 15.4%
4 cucharaditas de levadura – 12 gramos – 1.2 %
3 cucharadas de manteca vegetal o mantequilla – 54 gramos – 5.4%
Nueces y pasas.
Las nueces se remojan para pelarlas un poco y las pasas se remojan en vino dulce. Recuerdo que a mí, siempre me tocaba el trabajo de pelar nueces. Se me ponían los dedos arrugaditos, como cuando se pasan horas en una piscina. Terminaba detestando el trabajito, así que para mi pan me rebelé al mandato de la abuelita y no pelé las nueces.
Como mencioné antes, una de las cosas que decía mi abuelita es que la masa te habla, por eso no aparece aquí agua, leche u otro líquido. Ella decía que el agua se iba agregando de acuerdo a lo que la masa pidiera. En este caso la masa pidió 330 gramos de agua, 1 3/8 de taza, 33%.
Mezclé los ingredientes en el KitchenAid y en honor a la abuelita amasé a mano. Fueron 20 minutos, hasta que la malla de gluten estuvo bien desarrollada. La masa se deja subir dos veces. La primera vez dobló el volumen a los 90 minutos. Amasé unos 2 minutos, para desgasificar, y dejé levar de nuevo. La segunda vez, dobló su tamaño a los 45 minutos.
Agregué las pasas y las nueces, y me salieron 15 pancitos de 135 gramos. Precanlenté el horno a 180C.
Me puse a preparar el envoltorio, cortar los mecaticos y el papel celofán y hacer las tarjeticas. Una hora después metí los panes al horno. A los 40 minutos estaban listos, la temperatura interna de los panes era 200F.
Las primas y la tía estaban encantadas con el regalo, hice un pancito para cada miembro de la familia. Haydée, mi hermana, después de probarlo me dijo que el pan le trajo recuerdos, el sabor, pero que la textura no es igual, el de mi abuelita era más denso. Me imagino que debe ser el amasado, que mi abuelita no sabía aquello de la malla de gluten, la temperatura interna de la masa antes de cocinarlo y en el horno y todas esas técnicas que he aprendido. O quizás es que la masa le decía cosas a ella diferentes a las cosas que me dice a mí, cosas de la comunicación..... el caso es que, aunque el pan no me quede igual hacerlo, mete a las mujeres de mi familia más adentro en mi corazón.
Y con esta receta y este compartir, aprovecho para contribuir en el HEMC # 17hemc 17 - frutos secos

3 'compartires':

cerise dijo...

Un regalo muy original y seguro que delicioso. ¡¡¡Estupenda receta que pienso probar!!!
Cerise divagando en la cocina

delokos dijo...

¡Qué regalo más chulo, y qué buen aspecto tiene!...

¡Quién lo pillara, con una buena tabla de quesos... quesos y pan de nueces, una delicia, je, je...

Un saludo y gracias por tu contribución a HEMC#17...

Zulmy García dijo...

Gracias a ambos :)